en medio de la crisis del rublo, Moscú prueba una moneda digital y sube las tasas

Busca hacer transacciones por fuera de los bancos comerciales y evitar las sanciones occidentales. El rublo digital estaría operativo en 2025.

En medio de la crisis del rublo, que vienen cayendo frente al dólar a su nivel más bajo en 16 meses, Rusia lanzó hoy la fase de prueba de una versión digital de su moneda basada en tecnología blockchain: una forma, espera Moscú, de escapar de las sanciones, al mismo tiempo que fortalece el control sobre sus ciudadanos.

Las pruebas sobre el rublo digital anunciadas en los últimos días por el Banco Central de Rusia han comenzado según lo previsto. VTB fue el primer banco en realizar con éxito transacciones con el rublo digital en su aplicación móvil, informó el banco.

La primera fase de prueba de operaciones reales con rublos digitales comenzó este martes con la participación de 13 bancos, recuerda Tass, y agrega que la introducción de rublos digitales debería comenzar en 2025.

La introducción de un rublo digital se ha estado considerando en Rusia durante varios años, pero la pérdida de acceso a parte del sistema bancario financiero global debido a las sanciones occidentales ha llevado a Moscú a acelerar el paso



La introducción de rublos digitales debería comenzar en 2025. Foto: AP

Moscú quiere hacer que su sistema financiero sea más hermético, menos sujeto a las fluctuaciones del mercado, al tiempo que limita el impacto de las restricciones internacionales.

Rusia se convierte en el país número 21 del mundo en entrar en la fase experimental para lanzar una moneda digital, según el grupo de expertos Atlantic Council.

Las autoridades podrán «pasar por blockchain (tecnología que permite transacciones directas desde un libro contable inmodificable y compartido), que es mucho más difícil de sancionar y atacar», explica Mikkel Morch, fundador de Ark36, un fondo de inversión especializado en finanzas digitales y criptomonedas.

Así, el rublo digital, que será emitido por el Banco Central de Rusia (BCR) y almacenado en monederos electrónicos, «reforzará la capacidad de evadir sanciones, ya que ya no necesitará pasar por los bancos comerciales».

Sin embargo, según Moch, hay otra cara de la moneda: el rublo digital permitirá «el control total de la moneda, y si el gobierno quiere imponer una multa a un ciudadano, si quiere congelar sus activos, ahora puede hacerlo con un clic».

Cae el rublo, suben las tasas

Esta prueba piloto surge cuando la moneda rusa se devalúa. El debilitamiento del rublo se acercó esta semana a un tipo de cambio de 100 por dólar estadounidense, lo que supone una caída de aproximadamente el 25% desde principios de año.

Una de las razones que las exportaciones rusas están bajando —como se refleja en la caída de ingresos por la venta de petróleo y gas natural— y las importaciones aumentan. Al importar, la gente o las empresas deben cambiar rublos por dólares o euros. Eso tiende a bajar el tipo de cambio del rublo.

Una pizarra electrónica muestra la cotización del rublo frente al dólar y el euro. Foto: EFE


Una pizarra electrónica muestra la cotización del rublo frente al dólar y el euro. Foto: EFE

​El Banco Central decidió aumentar la tasa para combatir la inflación. Un rublo debilitado agrava la inflación al encarecer las importaciones en moneda rusa. Y la debilidad del rublo se transmite cada vez más a los precios que paga la gente.

La inflación alcanzó el 7,4% en los últimos tres meses, y la meta del banco central es del 4%.

El aumento de las tasas de interés encarece el crédito, y eso debería limitar la demanda interior de bienes, incluidos los importados. De manera que el banco central intenta enfriar la economía para bajar la inflación.

Elevó su tasa de interés de referencia de 8,5% a 12% en una reunión de emergencia el martes después que un asesor económico del Kremlin deploró la caída del rublo.

​Associated Press

Mirá también